Canarias7
Paz Bernal / Ingenio

Alega que parte de las instalaciones son del Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria

Ingenio no puede actuar aún en la zona recreativa de El Oronado

«Ese local era un antiguo pozo», explica Díaz, «del que es actualmente propietario el Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, en la época en la que no se habían instalado las desaladoras y el municipio de la capital tenía pozos en todo el territorio de la isla de Gran Canaria, del que obtenía agua para los habitantes de la capital».

«Nosotros no podemos invertir en mejorar este local porque, a pesar de llevar años para conseguir que pase a titularidad de nuestra corporación, todavía no lo hemos conseguido, según nos cuentan los servicios jurídicos, y por eso aparece en ese estado pero no porque desde mi gobierno no haya querido invertir, sino que todavía no podemos».

En la información se recordaba que «abierta en junio del 2015, el área recreativa El Oronado-Guayadeque, en Ingenio, se encuentra en una situación de total abandono. Ideada como una zona recreativa con baños y albergue, tres años después solo queda basura, escombros y restos de materiales de obras que permanecen intactos». Así, «lo que iba a convertirse en un entorno de recreo en plena naturaleza se ha convertido en un área recreativa abandonada y sucia, con restos de obras, vegetación seca e instalaciones a medio hacer. El proyecto, que fue llevado a cabo por el anterior equipo de gobierno, Agrupa Sureste y grupo mixto, ha sido abandonado por los actuales mandatarios, del PSOE y Forum Drago. El abandono ha tenido como consecuencia el robo de numerosos materiales de obras, así como acumulación de basura, y una mala imagen del municipio».

Juan Díaz asegura finalmente que «desde mi gobierno solo hemos podido arreglar la zona de los alrededores y de los jardines pero la legalidad vigente no nos permite entrar y limpiar esas instalaciones, que no se han restaurado».