Canarias7
David Monserrat

Con discapacidad sobre tablas de surf

Pese a las dificultades de la vida, los deseos pueden cumplirse y, aunque al final no se cumplan, nadie debería quedarse con la espinita de no haber intentado llevarlos a efecto. Podría ser la filosofía de vida de quienes este pasado sábado disfrutaban en Playa Blanca (Puerto del Rosario) de una jornada organizada por el club de surf Fuerte Tribu. Allí estaba Miriam V. Santana, de 32 años, con una lesión medular debido a una operación de columna, algo que no le ha impedido hacer muchas de las cosas que siempre ha deseado llevar a cabo. «Los límites se los pone cada uno. Si tu quieres hacer algo, lo intentas y eres capaz de hacerlo», explicaba unos minutos antes de entrar en el agua.

Miriam es de la Playa del Burrero, en Ingenio (Gran Canaria), y se ha trasladado unos días a Fuerteventura para coger olas en Playa Blanca. Por supuesto, no es la primera vez que practica surf, ya que «el agua y la playa a mí me siempre me han encantado y, por tanto, me gusta ir a todo lo que esté relacionado con el mar». Miriam también rompe esquemas en otros aspectos, ya que está a punto de terminar la carrera de Medicina: «En enero presento el trabajo de fin de grado». Después realizará el MIR.

La de este sábado sí que era la primera experiencia sobre la tabla de surf para Judith Santana, de 31 años de edad y con parálisis cerebral, que había venido desde La Laguna (Tenerife) para practicar surf en la isla de Fuerteventura. «Estoy bastante ilusionada y con algo de nervios porque la verdad es que impresiona un poquito, pero estoy con muchas ganas de vivir la experiencia. Lo único que espero es no ahogarme», comentaba entre risas antes de entrar en el agua. Judith, que es licenciada en Derecho y en la actualidad está opositando para la judicatura, reconocía que hacía «mucho tiempo» que no se bañaba en la playa y que sumergirse en el mar para hacer surf iba a ser «toda una experiencia». Por otra parte, opina que en su isla, Tenerife, deberían realizarse más actividades orientadas a las personas con discapacidades: «A lo mejor sí que las hacen, pero no las promocionan tanto y estaría bien proyectar lo que se está haciendo aquí hacia otras islas».

Miriam y Judith era solo dos de las muchas personas que participaban este sábado en el 4º Encuentro de Surf Adaptado Surf para Todos, organizado en Playa Blanca por el club de surf Fuerte Tribu. Según su directora, Pili Beneito, se trata de «un encuentro que se viene realizando desde hace cuatro años y, en esta ocasión, hemos querido enseñar lo que fue el campamento de surf adaptado durante todo este verano, en el que han participado niños, jóvenes y adultos». Beneito añade que en la jornada de este sábado también se pretendía «mostrar lo que han aprendido y los objetivos que se han logrado en el campamento», así como dar a conocer «las actividades a desarrollar durante todo el año aquí en Playa Blanca los viernes por la tarde y los domingos por la mañana».