Canarias7
Canarias7 / Las Palmas de Gran Canaria

Hasta el domingo

El Maspalomas Music Festival, más feminista que nunca

El evento se consolida en el calendario como un espectáculo gratuito, al aire libre y sin entrada en el parque Urbano del Sur, un espacio de más de 6.200 metros cuadrados con un anfiteatro con aforo para 4.500 personas. El escenario estrena una pantalla led de fondo de platea, con más de 6 metros de largo y hasta 4 de alto, que envolverá a los artistas en un show de luces y color de última tecnología.

El alcalde de San Bartolomé de Tirajana, Marco Aurelio Pérez, ha celebrado la apertura de esta segunda edición, que conforma “la mejor opción para cerrar el verano en Maspalomas”. El concejal de Festejos, José Carlos Álamo ha compartido su idea, invitando a “un evento con vocación de permanencia” que tiene “la fusión de estilos como seña de identidad” con un trabajo “de calidad y con artistas de tres continentes” donde “una decena de bandas se unen al talento local en una apuesta decidida por la buena música”.

Entre las novedades de esta edición está el aterrizaje del funk como propuesta musical. Además, crece la oferta gastronómica con recetas del otro lado del Atlántico, con sorpresas culinarias para todos los gustos y desde varios rincones del planeta.

El evento reafirma en esta segunda convocatoria su apoyo a la igualdad sobre el escenario, con un cartel equilibrado entre hombres y mujeres y que se consolida como uno de los pocos festivales canarios que cuenta con mujeres como cabezas de cartel. La propuesta internacional del Maspalomas Music Festival da fuerza a la voz de la australiana Saritah, la brasileña Flavia Coelho y la inglesa Shirley Davis, que ha aterrizado esta mañana en la isla para su prueba de sonido previo al concierto de esta noche.

En la jornada inaugural, la banda grancanaria Banadú romperá el hielo a partir de las 18 horas. El new soul de los canarios encenderá la mecha para una jornada completa de música, que heredará en el escenario el grupo gallego de rock and roll de The Soul Jacket. El broche de esta jornada lo pondrá la cálida voz de Davis, y R&B junto a The Silverbacks.

Internacional y local se dan la mano

Esta nueva edición, el Maspalomas Music Festival le ha dado una vuelta de tuerca más al evento, que en esta ocasión busca mezclar en el escenario el talento de las islas y de fuera. Como una amalgama que sirva de impulso a la música del archipiélago y de la mano del Ayuntamiento de San Bartolomé de Tirajana, el cartel del Maspalomas Music Festival 2018 reúne en un mismo cartel a varios grupos grancanarios y del municipio, representados por los capitalinos Banadú, los de Vecindario Burning Yama y los artistas residentes Yey&Dey y Gox.

Regresa el rock y estrena el funk

La edición que enciende motores en la tarde de hoy ha consolidado en firme el rock and roll clásico del Mississippi, que aunque venido de la comunidad gallega, entre Vigo y Nigrán,

suena muy americano. The Soul Jachet, bajo el micrófono que lidera Toño López, presenta a partir de las 21.30 horas nuevos temas de su próximo trabajo “Plastic Jail”, con cadencia rythm & blues, sonidos negros y una madurez musical llena de matices que traslada en un viaje sonoro a la década de los 70.

El vocalista de The Soul Jacket, Toño López, ha anunciado que esta noche presentará “mucho ritmo del nuevo trabajo “Plastic jail” en lo que “será un viaje al universo de la banda”, que se ha declarado “encantada de estar en la isla por primera vez y de poner ritmo a Gran Canaria con lo mejor del rock de siempre con un estilo muy nuestro”.

Una de las novedades de esta edición es el aterrizaje del funk más festivo y enérgico, que llega como un huracán de la mano del trío granadino Los300. Su nuevo trabajo, “Jack, the fighting kangaroo” promete arrasar como una gran fiesta de loops orgánicos, donde capa sobre capa, los tres de Granada se convierten en varios cientos de músicos en el ring.