Canarias7.es

Blog de campaña

« Cuánto cuento |Inicio| Bicis, perros, papas arrugadas... »

El presunto candidato 2.0

Sergio SánchezPor Sergio Sánchez Rodríguez.
Director Creativo de Inforcasa Digital, SL
www.trasmallo.com

Mi psiquiatra me aconseja que, de tarde en tarde, saque lo peor de mí a modo de terapia. Empecé a verla hace más de quince años por un síndrome de ataque de derechos constitucionales. Todo empezó con una papeleta sin sentido para alguien de 18 años. Me sentí corrompido escondiéndome para consumirla tras una cortina; fue lo que me excitó la primera vez. Después he perdido el pudor a hacerlo en público. Votar engancha y desintoxicarse de la democracia no es tan fácil.

De la terapia con experiencia, medicina natural sin receta médica, he aprendido a verlo de otro modo. Los colores me ayudan a elegir, pero todas mantienen cierto sabor vetusto. Pensé que Internet ayudaría a diferenciar las alternativas pero no han hecho más que provocar más ruido.

Candidatos hay de todo tipo. Algunos ofrecen sus papeletas en callejones, otros a plena luz. Pero Internet es la lucha sin cuartel; todos muestran beneficios pero ninguno sus contraindicaciones. Atacan nuestros puntos débiles. Los especialistas aconsejan un consumo moderado pero los candidatos, conscientes de que su droga caduca cada 4 años, la suministran de forma indiscriminada a modo de sobredosis por cuantos canales tienen a su alcance: blogs efervescentes con sabor a naranja, perfiles de redes sociales a modo de supositorios, spamen jarabe, incluso inyecciones de vídeos caseros con jeringa esterilizada.

Por lo menos me he librado ya de las terapias colectivas en recintos deportivos. Ha ayudado en el envoltorio pero no en la receta, sigue siendo igual de dura. Los efectos secundarios suelen durarme justo hasta después de las elecciones. Entonces los síntomas aminoran. De vez en cuando tengo ataques febriles, pero nada como un paño frío para volver a la normalidad.

Al final va a tener razón mi abuela. Lo mejor es no tomar nada y dejar que el cuerpo se inmunice por sí mismo durante los cuatro años de abstinencia. Hasta entonces seguiré acudiendo a mi psiquiatra, la doctora listas abiertas. Algún día llegará la presidenta.

| | Comentarios (4)

4 comentarios

1

¡Increíble! ¡Me ha encantado! Se puede decir más alto, pero no más claro ;)

2

Pues muchas gracias, oiga :D

3

Hola Sergito, reconozco que te has salido. Me gusta todo todito lo que haces, pero....este es de lo mejorcito. Me he sentido identificadísima.... Salu2

4

Aaaaayyyyy Teresa... somos tantos los que necesitamos terapia....

;)

Escribir un comentario

© 2017 Informaciones Canarias, S.A.